6 trucos SEO que debes dejar de usar (por tu bien)

Aunque tu jefe/cliente se empeñe en decirte que funcionan…

herramientas-SEO

Hay mucho charlatán en el mundo del Social Media que se ha quedado anclado en el pasado. Que parlotean sobre keywords, sobre tags, sobre link building… conceptos que se aprendieron en una rápida charla de una mañana y que repiten sin cesar.

Google y sus algoritmos corren que se las pelan actualizando los requisitos en los que se basan para posicionar páginas, para que los buenos SEO no se aprendan la cantinela y acaben cazándoles los trucos.

Existen muchos trucos SEO que ya han quedado desfasados pero que muchos clientes aún siguen fijándose en ellos. Como si fueran los diez mandamientos, aquellos trucos que se aprendieron al principio son los que más se recuerdan pero hoy son inservibles. A continuación hablamos de seis trucos SEO que ya no sirven para nada (para que se lo comentes a tu jefe).

Trucos SEO que ya no funcionan

Inundar el texto de la palabra clave para conseguir la densidad de palabras claves adecuada.

Es bastante molesto estar leyendo un texto donde se repiten siempre las mismas palabras. Acaba por carecer de sentido y eso genera desconfianza en el futuro cliente que aprecia cómo no se da información simplemente se repite lo mismo. La recomendación de expertos SEO establece que la palabra clave debe aparecer en el texto entre el 3 y el 7%, más que eso es identificado por Google como spam y penaliza por ser una técnica de Black Hat.

Matt Cutts te explica en este vídeo cual es la densidad ideal.

Usar siempre la misma palabra clave aunque no cuadre en el contexto, no tenga sentido ni sea comprensible.

Google cada vez integra mejor la búsqueda semántica y permite identificar sinónimos de palabras, así que no hay que forzar textos incomprensibles en los que se repite siempre lo mismo.

Usar varias veces la palabra clave en el titular

¿Con una vez basta, no? Más es pasarse…

Escribir siempre el mismo número de palabras en cada post.

Aunque no tengas nada que decir tienes que escribir, escribir y escribir hasta rellenar un número determinado de palabras. La leyenda cuenta que si no lo haces así Google no te indexa. Bien es cierto que Google premia el contenido textual y que cuanto más texto más tiempo se pasa el usuario en la página, menor es el porcentaje de rebote y mejor posicionada. Cuadra el argumento pero no es válido siempre. Escribe hasta contar lo que interesa y olvídate de rellenar párrafos insulsos.

Poner las palabras clave al principio de cada frase para que las arañas de Google las detecten al instante.

Si te cuadra y tiene sentido, adelante, pero tampoco hay por qué forzar. Google rastrea todo el texto, de principio a fin, así que no hay porqué adular a Google para ponerle fácil el trabajo. Piensa en el lector y no en el buscador.

Crear una página por cada palabra clave o conjunto de palabras clave que quieras posicionar.

Por ejemplo: tienda de muebles, tienda de muebles de madera, muebles de madera… acabarás teniendo muchas páginas iguales en las que varía una palabra, ¿para qué?

Y aquí están los 6 trucos SEO, todos más viejos que la tana, y por los que no merece la pena invertir un segundo de tu tiempo. Si quieres seguir informándote de otros consejos que pasaron a la historia puedes echar un vistazo a los mitos SEO que publiqué hace unos meses.

Sobre Raquel Serrano
Experta en Marketing Online, SEO y Social Media. Internet es un vicio al que no quiero renunciar. Me encantan las Series, los gatos y los libros. Un poco friki.