Grumpy Cat, un ejemplo de viralidad en redes sociales

grumpy cat

¿Quién no ha visto una foto, un meme, un vídeo del Grumpy Cat? El “gato gruñón”, en castellano, es el perfecto ejemplo de cómo una anécdota, una curiosidad, algo diferente puede convertirse en un éxito viral gracias a las redes sociales. Ya se sabe que internet es el reino de los gatos.

Tardar Sauce, así se llama el animal, es una gata propiedad de una familia estadounidense que ha sabido rentabilizar la imagen de su felino después de que subieran una foto a Reddit y los likes y shares comenzaran a difundir su curiosa cara por todos lados.

La reina de los gatos de internet tiene una expresión que se las trae. Al parecer es padece una deformidad genética que entre otras cosas le hace parecer cabreada. Sus mofletes gatunos caen hacia abajo y junto con sus ojos extremadamente separados y sus manchas marrones alrededor de los ojos le configuran una expresión de gato malhumorado. Además esta gata tiene otra peculiaridad: es enana.

Lo cierto es que el animal lo tenía todo en su contra para sobrevivir de manera salvaje y si se hubieran planteado regalarlo a algún conocido seguramente nadie lo habría querido. El caso es que esas curiosidades ha convertido al grumpy cat en toda una celebridad que ha retirado a la familia de trabajar. ¿Qué mejor forma de ganarse la vida que que rentabilizar la imagen de un gato? El sueño de cualquiera… Además de las apariciones en medios (fue portada de New York Magazine en octubre), tiene sesiones fotográficas diarias durante dos horas cada día, su cara de mala leche aparece estampada en todo tipo de artículos de merchandising y la MSNBC nombró al Grumpy Cat como el más gato más influyente de internet.

Grumpy Cat es una marca registrada con millones de visitas en su web, en su Tumblr, en su canal de Youtube, en su página de Facebook, Twitter.. La marca de comida Friskies le eligió de imagen para una campaña y viajó en primera clase a Nueva York con chofer y asistente personal, hay artistas que exponen cuadros con su cara e incluso gente que dice que tiene poderes curativos… en fin…

El show que se ha montado alrededor del gato hacen que las marcas paguen por publicidad en sus vídeos de youtube, en la tarta de celebración de su “infeliz cumpleaños”, cajas – dormitorio patrocinadas…

A la espera de que aparezca otro animal mediático que sustituya al Grumpy Cat (este boom ya le vivimos con la ardilla dramática aquella) seguiremos viendo todo tipo de excentricidades.

Para aquellos que no le hayáis visto “en vivo” aquí os enseño el vídeo que le hizo famoso:

Grumpy Cat: Slow Motion

Sobre Raquel Serrano 142 Artículos
Experta en Marketing Online, SEO y Social Media. Internet es un vicio al que no quiero renunciar. Me encantan las Series, los gatos y los libros. Un poco friki.